»
Hoy se celebra el Día del Charro, ícono de México

Hoy se celebra el Día del Charro, ícono de México

Hoy se celebra el Día del Charro, ícono de México Hoy se celebra el Día del Charro, ícono de México

El más mexicano de los deportes, la charrería, celebró hoy por lo alto el Día del Charro, con  coloridos desfiles en los que se resaltó la importancia de la charrería como uno de los íconos de México. 

 

 

En México, el charro es icono de la mexicanidad, presente en el imaginario colectivo así como en la literatura, cine y pintura.



El traje del charro representa los caudales de los hacendados, pues lleva botonadura de plata. Además del poder económico, los charros ostentaban un poder social importante como dueños de grandes extensiones de tierra productoras.

El charro moderno practica la charrería que está considerada como el deporte nacional en México a pesar de que el fútbol es mucho más popular y que la mayoría de la población urbana ignora los aspectos más básicos de la charrería.

Actualmente, y ya como actividad competitiva y reglamentada, encuentra su manifestación auténtica en este país, basada en las prácticas y ecuestres desde la Colonia hasta la Revolución mexicana.

En el Virreinato de la Nueva España, a los indígenas les estaba prohibido montar o poseer caballos, con excepción de los tlaxcaltecas nobles y otros caciques aliados y sus descendientes. Para las labores de ganadería, sin embargo, era necesario emplear vaqueros preferentemente mestizos y en pocos casos indígenas; entre las condiciones para otorgarles permisos para montar estaban el ser empleados en un hacienda, utilizar sillas distintas a las militares y vestir con cuero o gamuza por lo que a estos vaqueros se les llamaba "cuerudos".

Con el tiempo, tanto los terratenientes como sus empleados conformaron, primero en el Altiplano Mexicano y después en casi todo el país, un estilo hípico nuevo adaptado a las características de este variable y accidentado territorio.

Después de la independencia, proliferaron los hombres "de a caballo" propietarios de pequeñas granjas y arrendadores independientes que por su condición de mestizos con rasgos mulatos o indígenas eran conocidos como chinacos mientras que a los empleados de las haciendas se les llamaba simplemente "caporales" y "vaqueros".

Los hacendados ricos gustaban de ornamentaciones similares a las de los aristócratas y de los oficiales de caballería en trajes con un corte totalmente distinto haciendo alarde de sus riquezas, mientras que los jinetes menos acaudalados los hacían adornar con bordados de "pita" proveniente de la fibra del maguey ó con grecas y calados en gamuza.

El general Ignacio Zaragoza en 1861, durante el gobierno de Benito Juárez, crea el primer "Cuerpo de Rurales", que eran auxiliares del ejército así como encargados de perseguir asaltantes de caminos y poblados rurales. Durante período de Porfirio Díaz, se caracterizaron por garantizar la seguridad y también por sus abusos. Eran jinetes muy experimentados y estaban uniformados con trajes de charro de color gris y sombrero. Sus armas las componían el machete, la reata, pistola, carabina de montar y una larga lanza; temibles en el uso de ésta última, se dice que "con el lazo y con la lanza se forjó el Charro"

Para mediados del siglo XIX, los de a caballo en México se enfrentaron en la Guerra de Reforma, los charros de abolengo se acercaron al príncipe extranjero Maximiliano de Habsburgo que buscaba rodearse de ellos para integrarse a México y a sus tradiciones, incluso se le atribuye la modificación al pantalón de charro. Por otra parte, los plateados, que eran rancheros acaudalados pero liberales y los chinacos peleaban por la República.

El marqués de Guadalupe Gallardo, Carlos Rincón Gallardo es considerado el padre de la charrería y es antepasado de muchos charros notables y jugadores de polo.

El personaje histórico más representativo del charro mexicano, es el General Emiliano Zapata, quien aún antes de la Revolución era conocido en la región del Sur de México por ser un extraordinario jinete y arrendador de caballos.

Se dice que la charrería se originó en los estados de Jalisco y México, pero es hacia la década de 1930 con la migración del Campo principalmente hacia la Ciudad de México cuando surge la Charrería como un deporte reglamentado y se construyen los Lienzos Charros.



Durante la Revolución mexicana el caballo criollo mexicano prácticamente desapareció, debido a su excesivo uso durante el combate. Así que los caballos más utilizados para la charrería son el Cuarto de Milla, de origen norteamericano y el Caballo Azteca que es una raza reciente.



El Caballo Charro debe ser de mediana alzada, muy fuerte, de temperamento noble y veloz.

La "reata" o soga de lazar es indispensable para la charrería así como las espuelas, chaparreras y el traje de Charro.

 

La Mujer en la Charrería

 

Escaramuzas charras realizando trenza.

Las Asociaciones de Charros, a la manera provinciana y tradicional eligen una "Reina de los Charros" cada año, que, es una joven perteneciente a una asociación o a una región que comprende varias asociaciones. Su función es social y son encargadas de inaugurar temporadas o festejos.

 

 

En un contexto con cada vez más equidad de género, la amazona es una deportista activa en el medio de la charrería y su principal disciplina es la escaramuza charra. Para esta se utiliza una montura llamada albarda charra. Hay mujeres que practican otras suertes también muy intrépidas y espectaculares.

 

¿QUÉ PIENSAS?, COMPARTE TU OPINIÓN
SIGUE IMAGEN RADIO
  • Facebook

  • Twitter

  • Google +

  • Youtube